Según el art. 2.2 de la Ley de Dependencia, una persona dependiente es aquella que se encuentra en una situación PERMANENTE que le impide llevar a cabo las actividades básicas de la vida diaria, por lo que necesita ayuda de otra persona para realizarlas.

¿Quién es dependiente? ¿Cómo puedo saber si yo o un familiar nos podemos beneficiar de la Ley de Dependencia?

Para delimitar si una persona es o no dependiente, tendrá que solicitar la valoración en la Comunidad Autónoma pertinente y pasar una serie de baremos. Terminado este proceso se emitirá una resolución con el grado de dependencia y se elaborará el Programa Individual de Atención (PIA), donde se especificará a qué prestaciones o servicios tiene derecho.

La valoración puede recurrirse, así como revisarse en el caso de que las capacidades de la persona se modifiquen por cualquier motivo.

¿Qué requisitos tengo que cumplir si quiero beneficiarme de esta Ley?

  • Encontrarse en situación de dependencia (valorado por el equipo destinado a tal efecto en la Comunidad Autónoma correspondiente)
  • Residir en territorio español y  haberlo hecho durante cinco años, de os cuales dos deberán ser inmediatamente anteriores a la presentación de la solicitud.

¿Los menores de 3 años también pueden beneficiarse de esta Ley?

La Ley contempla ayudas específicas para este colectivo, así como una escala de valoración específica.

 ¿Qué prestaciones y servicios contempla la Ley de Dependencia?

El catálogo de servicios de la Ley de Dependencia (art. 15) enumera los siguientes:

  • Prevención de la situación de dependencia
  • Teleasistencia
  • Ayuda a Domicilio
  • Centro de Día y de Noche
  • Atención Residencial

Si no es posible recibir directamente los servicios mediante los centros públicos o privados se podrá percibir una prestación económica para que la persona pueda pagar a un profesional/es concreto/s, en función de sus limitaciones (logopeda, fisioterapeuta…). De forma EXCEPCIONAL (siempre se primará la atención especializada) se podrá percibir una prestación económica para ser atendido en el domicilio por los familiares de la persona dependiente.

 ¿Por qué se dice que la Ley de Dependencia es de aplicación progresiva?

La Ley de Dependencia es de aplicación progresiva porque se va “entrando” en la misma en función del Grado de Dependencia, de forma que a mayor grado, se accede antes a las distintas prestaciones y servicios. En julio de 2015 está previsto que entren ya todas las personas sea cual sea su grado de dependencia.

¿Qué es el COPAGO en la Ley de Dependencia?

La Ley establece que la persona en situación de dependencia deberá contribuir al sistema en función de su renta y patrimonio, es decir, que tendrá que pagar una parte de los servicios a partir de un nivel mínimo de renta.

Si tienes más dudas sobre la Ley de Dependencia, puedes descarte este manual práctico con respuesta a las 101 dudas más frecuentes sobre la Ley de Dependencia o dirigirte a la web dependencia.imserso.es

Share →

2 Responses to La Ley de Dependencia: 6 dudas básicas.

  1. […] ampliamente conocida Ley de Dependencia cambió el panorama existente hasta el momento en relación al cuidado que reciben las personas […]

  2. […] Ley de Dependencia da especial importancia a la profesionalización del perfil de cuidador de persona dependiente, […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Aviso de cookies